Elemental

Cuando le llamaron de la escuela, pensó que habría olvidado algún pago… pero era imposible. Arturo, su esposo, era impecable en eso. Jamás tuvieron que pagar un recargo en su vida. Y como Olivia, su hija, era de lo más dócil, no imaginaba qué tipo de problema podía existir para que tuvieran que hacerla ir, una nota en el cuaderno podía haber resuelto cualquier cosa.

O no?

Y si era cosa de hormonas? Ya tenía 13 años. No, a los 13 no se mete una en líos sexuales… o si?

Y si la niña salió precoz?

Claro, seguro lo habría heredado de su cuñada  Rosa.

Bueno, lo mejor era no hacerse lío la cabeza y escuchar a la directora. Que también podría tratarse de alguna exageración.

 

Buenas tardes Señora Jiménez pase por favor.

Buenas Tardes.

Le he mandado llamar debido a que Olivia nos tiene preocupados.  Hace un par de meses la cosa comenzó a hacerse notoria en los descansos. Cada vez más y más alumnos se quejaban que alguien había robado sus almuerzos. No sabíamos cómo, pero desaparecían. Sólo se encontraban los envoltorios… con migajas. Por supuesto pusimos nuestros ojos en los más predecibles, así que Olivia, con sus escasos 45 kilos no estuvo ni siquiera considerada a observación.

El problema  no sólo siguió, sino que se agravó. Ahora la cafetería presentaba ausencias también de alimentos. Pero no dábamos con el culpable. Hasta que activamos las cámaras en pleno día. Mire… se ve claramente que llega y devora lo que se le pone enfrente.

  • Y supongo que ahora me mostrará el video del sanitario donde mi hija vomita todo, pues no es posible comer tanto y estar de su talla

Por eso le hablamos.  Cuando la confrontamos, se quejó de un dolor de estómago. Creemos que es inventado, que se escuda con ello por la vergüenza de verse descubierta, pero preferimos llamarle para que usted hable con ella.

 

Cuando llegaron al salón de detenciones, la encontraron en el piso revolcándose del dolor (inventado o no).  Silvia decidió seguirle el juego y llevarla al hospital, así cuando se descubriera la farsa, tendría herramienta para concertar cita con el sicólogo.  Pero se quedó de una pieza cuando el médico dictaminó la causa: taenia pisiformis.

 

robo

Anuncios

Un comentario sobre “Elemental

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: