Recuerdos

Deja un comentario

3 mayo, 2017 por escribeconnosotros

Por Javier Gómez Ruiz en la semana del pasado.

¿Quién es ese que percibo tan cerca de mí? ¿A quién pertenece esa sombra que me acecha? Son tan pocas las fuerzas en estos mis últimos momentos de vida. Todo se vuelve etéreo e informe; delirios y lucidez se mezclan en un duermevela confuso como antesala de mi propia muerte, me doy cuenta.

Nada que objetar. Una vida vivida con éxito. Soy un caminante que llega a su destino cansado pero satisfecho. Hice lo que pude y lo mejor que supe. Intenté no hacer daño a quien no lo merecía y hacer felices a quienes amé. Y lo contrario cuando de enseñar se trataba. He brillado, pues vi mi propio fulgor reflejado en los ojos de quienes me rodeaban y…

-¡Mientes!

¿Quién es? ¿Quién me habla? ¿Es una voz lo que oigo? Me llama mentiroso en mis propios pensamientos estando moribundo e indefenso. Muéstrate si tanto sabes. Maldito cobarde, la mitad de mi me hubiese bastado en otro tiempo para hacerte callar. ¡Aaarg! Vuelve el dolor; cuanto más se separa la muerte de mí, más duele, necesito su roce; que esté ahí sin que me toque aún del todo. Mi cuerpo tiembla y todo se agita.

-Sabes quién soy.

Una sombra. Un delirio que vive en mi cabeza; alimentado por la falta de oxígeno y el exceso de medicación. O es mi cerebro que se apaga y confunde realidad y sueño. Tal vez seas el limbo en que se sumirán mis recuerdos y todo lo que en ellos viaja. El dolor se mueve de sitio y parece que se va por fin… Suenas como un aviso del centinela último de mi consciencia, a eso suenas.

-Eso es. Un aviso soy, pero quiero que recuerdes.

Eso hacía al aparecer tú. Revisaba mi vida: Mi éxito en los negocios, la gran familia que formé, todo lo que aprendí en el camino. Lo orgulloso que me siento de mis hijos y nietos…Noto que mi pecho se queda atascado y le cuesta expandirse. De pronto huele a la nada, es un olor vacío.

-¡Más atrás!

Más atrás sólo hay miedos e inseguridades; el proyecto del hombre que después fui. Toso en un susurro el poco aire que mis pulmones pueden albergar. Los estudios, el hambre…La guerra. Fui teniente. A mi pesar pero lo fui. Luchamos y vencimos. Vuelvo a toser. Intentamos olvidar aquello. Muchos murieron.

-Aquella casa en el bosque, ¿Te acuerdas?

No quiero.

-Recuerda aunque no quieras.

Eran órdenes. Tenían armas y los fusilamos. Recuerdo la descarga exagerada para tan pequeños cuerpos, aquel estruendo mató cuatro vidas, la infancia y la decencia, todo a la vez. Y también nos mató a nosotros; quedó retumbando la onda expansiva de aquel acto atroz, atrapada en sus propios actores. Recuerdo una lágrima en el menor y sólo una. Recuerdo aquellas caras, sucias y avejentadas, que no mostraron ni una mueca que diese sentido a aquello. Fue un acto sigiloso, sutil y rápido como la maldad más afilada. Recuerdo que pensé que en algún lugar del mundo algo maravilloso debía estar ocurriendo, algo que justificase de alguna manera aquel horror. Fueron órdenes.

-¿Acaso no fuiste tú quien dio la orden? ¿Aquello de: Carguen, apunten, fuego?

Sí, fui yo. Yo fui. Yo he sido, yo soy, pues vuelve a pasar en mi mente, está ocurriendo otra vez. Ahora lo único que duele es eso. Lo siento tanto que tuve que olvidar cuanto lo siento. Era tanta la carga que me desprendí de ella en un rincón en otra vida. Ahora vuelvo a ver aquellas miradas de aquellos niños y sólo me veo a mi mismo reflejado. Me hace pensar en lo que no hice, en las vidas que ellos no vivieron…Y me siento responsable de algo tan importante, fue una bajeza tan majestuosa, que me hace empequeñecer más aún; me siento indigno de mi propia indignidad, impostor en mi propia indecencia. Ahora comprendo quien eres, bienvenida seas conciencia mía.

Asumo pues el dolor y el mal sabor en mi boca, quizás dulce en otros labios; los del recuerdo de quien no debe ser olvidado. Ahora está completo mi equipaje, ahora puedo marchar al fin. Los chicos vienen conmigo y en estos pensamientos quedan.

-Muere en paz,

Muero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Archivos

mayo 2017
L M X J V S D
« Abr   Jun »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  

Categorías

Chocolate por la noticia

Just another WordPress.com weblog

universos para-lelos

Cuentos con foto

Jon Ícaro

Blog del escritor Jon Ícaro

El templo de Salomón

Describir la tragicomedia de la vida y comparaciones.

GALDIN

Tras miles de años de paz y armonía, una guerra entre dos razas desata la desolación en un territorio que quedará yermo. Tras tanto odio, muertes y residuo del poder arcano, surgirá un mal que hará que las razas que viven en Rahaylimu se unan de nuevo para combatirlo.

Una chica trotamundos

CONSEJOS E HISTORIAS DE UNA CHICA VIAJERA

La Viajera Incansable

Imágenes y reflexiones viajeras

egocentric child

TRY TO NEVER FORGET

botijasblog

¿Otro blog sobre crianza? ¡Oh, no!

piresmios

La vida es eso que pasa entre un posteo y otro

¡Panza arriba!

Relatos varios, en formatos diversos, con autores de aquí y allá.

Sometimes I wonder...

Soy graciosa, a veces...

Pires míos

Relatos varios, en formatos diversos, con autores de aquí y allá.

Faltan5

Un blog sobre algo...

La Maga - Relatos urbanos y otras boludeces

Relatos varios, en formatos diversos, con autores de aquí y allá.

La Historia Sin Fin

Relatos varios, en formatos diversos, con autores de aquí y allá.

WordPress.com en Español

Blog de Noticias de la Comunidad WordPress.com

A %d blogueros les gusta esto: